Diario de un fumador pasivo...de Jaén

14 diciembre 2010

Las 11:00 horas. Mi hora de desayuno, ya que trabajo en empresa privada y me lo puedo permitir. Subo al bar de siempre. Un coche de policía se queda encima de la acera mientras sus dueños lo abandonan para desayunar en el Dakota. Un día cualquiera. Sigo mi camino y llego a mi bar. Al abrir la puerta una bofetada de humo me sacude. Podrían ventilar, que creo que hace un tiempo se aprobó una ley sobre eso. Retiro dos colillas del taburete y me siento. De lejos, veo como un obrero con dedos amarillentos está bebiendo un tercio de cerveza mientras derrama un poco por su mono. Qué escena tan bucólica. De cerca, un viejuno mastica su alimento con la boca abierta haciendo un ruido tan desagradable que le reduciría su ridícula pensión a la mitad por asqueroso. El camarero me sirve mi café y media diaria sin habérselo pedido mientras miro al resto pavoneándome como diciendo: "eh, que aquí me conocen y por eso molo mucho".

Cuando estoy echando el último gramo de sal en mi tostada, un hombre entra al local y se pone al lado mía. El resto de la barra está libre, pero se pone al lado mía. Aunque el camarero está en la otra punta de la barra, el hombre le pega un grito de esos que tanto gustan a los hosteleros. Mientras espera, comienza a leer el mismo periódico que yo estoy leyendo, mostrando su desaprobación cada vez que paso una página. Es que soy un cabrón. Me dispongo a probar mi tostada, a lo que el susodicho responde encendiéndose un cigarro. Podría haber mirado para otro lado o alejarse un poco. Pero eso no es digno de los jaenitas. Es mejor mirarme a la cara y soltarme una bocanada de humo que me deje rubio.

Y es que soy mala persona. Los fumadores jienenses nos invitan de forma diaria a compartir su nicotina, alquitrán y resto de sustancias nocivas sin pedirnos nada a cambio. Y mira que a ellos les cuesta su dinero. Este señor podría haberse dirigido hacia mí y decir: "Yehee, el humo que has aspirado son 12 céntimos. Pero a este te invito". Pero no lo hizo porque es muy considerado. Tiene derecho a fumar. Además, cada vez que escupe asfaltan una carretera, lo cual está acelerando las obras del tranvía. Somos nosotros, los putos fumadores pasivos los que nos enfundamos en el disfraz de parásito para aprovecharnos de unos pobres ciudadanos que sólo quieren ejercer su libertad. Somos unos desconsiderados.

14 comentarios:

Anónimo dijo...

Pues podrías probar a desayunar en otro sitio más agradable... y que se queden ellos con sus humos.

Rafistalkis dijo...

Sip, pero respeto a los que no lo son y fumo en casa o en la calle, nunca al lado de alguien que esté comiendo.

Máximo dijo...

Bueno ya les queda poco, qué ganas tengo de que se jodan y tengan que salir a la puta calle a fumar como apestados y apestosos!!!

Anónimo dijo...

Maximo, pero mientras tanto nos sentaremos a tu lado para echartelo a la cara mientras comes. Ahi reside el fallo, en la empatía. Yo como fumador procuro jamas molestar a alguien que no fume, evitando fumar en sitios donde la gente coma... y siempre amparandome en la ley, diria incluso siendo mas restrictivo que la ley (pues en un local de fumadores de los de antes, podria haberme acercado a un no fumador y echarle el humo en la cara repetidas veces (cosas que jamas hice por moralidad).

Máximo, tú te mereces que te echen el humo en la cara por zopenco e irrespetuoso. Pides respeto por parte de los fumadores, faltandoles al respeto... es tan absurdo que hasta divierte.

J.L Solera J.

Un abrazo Rafis

Máximo dijo...

Jajajaja, lo siento, pero de siempre no me ha gustado llegar a casa con la ropa oliendo a la mierda que fumáis y con los ojos rojos. Me da igual que me echen o no el humo a la cara, simplemente el hecho de entrar a un sitio y que huela el ambiente ya no me gusta.

Así que lo siento por ti y por aquellos que tristemente están enganchados a esta droga, pero ya mismo os veo pasando frío en la calle con el pitillo, mientras los demás estamos a gusto dentro de los locales. Por fin. Espero que os ayude a dejarlo y sobre todo que los jóvenes no se enganchen.

De lo mejor que ha hecho el Zejas en 6 años.

pirotecnico dijo...

Maximo creia que de verdad eras mas inteligente, pero veo que no , que eres un burro sin orejas, mira, que nos trates a los fumadores como apestados no te lo consiento y si no reiteras tu comentario anterior te estare echando mierda por aqui hasta que me acuerde,piensalo te has pasado cinco pueblos, no te hagas el gracioso.

Máximo dijo...

No os temo, todos a por mí!! De todas formas entiendo vuestra reacción, los adictos a otras sustancias como cocaina, heroína, etc, dicen exactamente lo mismo para defenderse que los fumadores. Y el tabaco es una droga, así que el enganchado a la droga tiene un nombre.

Pero ya os digo, celebro que se prohiba fumar en todo lugar público, celebro cada subida del precio del tabaco, y por supuesto celebro cada vez que alguien deja el tabaco de lado y opta por una vida más sana para él y los demás.

Venga que os quedan 15 días chimeneas con patas.

Fraesval5 dijo...

Máximo, te informo que la nueva Ley sobre el tabaco va a ser prorrogada y entrará en vigor lo más seguro el próximo 1 de Julio, contemplándose además ayudas hacia aquellos empresarios que en 2005 realizaron inversiones en sus locales.

Igualmente se intenta contemplar al tabaco como un "riesgo laboral", y a su humo como cancerigeno.

Te lo dice un exdrogadicto, se dice así no.

Rafistalkis dijo...

Disfrutad esto, que tiene su gracia. No es David Navarro, pero mola:

http://www.youtube.com/watch?v=6Ia_Oony50k&NR=1

Anónimo dijo...

Maximo, a diferencia de ti, yo no me alegro de ver a un heroinomano pasando el mono... te vuelvo a repetir: Empetia con los demas. En mi caso, llevo un tiempo pensando en quitarme de fumar, se que es una mierda, y se que me jode. El problema es que te alegras de que la gente lo pase mal. Entenderia que dijeras: "por fin podre estar en una discoteca sin humo", lo que no comprendo es que disfrutes pensando que mientras hay alguien jodiendose fuera. La maldad mata a mas gente que el tabaco.... y la madre de la maldad es disfrutar del mal ajeno. Quizas, ademas de prohibir el tabaco en los locales publicos, deberian prohibir la entrada a gente como tú (si realmente eres como aparentas por aqui, cosa que no creo... pues pintan al león mas fiero de lo que es).

Un saludo

Jose Luis S.J

Anónimo dijo...

jejeje ya veremos por donde se aplica la ley, pse de mas de uno que se la traera floja, pero que muy floja, a ver maximo entonces donde se mete el intolerante fascista este

Máximo dijo...

Hola, al habla el fascista.

Pues hombre, yo si veo a alguien fumando en un bar no voy a ir a quitarle el cigarro de la boca, la verdad que no quiero problemas con gente que tiene poco que perder en la vida, y que le tiene tan poquito aprecio a su vida que se siguen mutilando los pulmones.

Mi forma de actuar sería la siguiente: veo a alguien fumando, voy al dueño del bar y le digo: mira, hay un drogata fumando ilegalmente, o le dices que apague su dosis o llamo a la policía para denunciar el local.

Ánimo, id haciendo acopio de parches y chicles de nicotina que ya os quedan 7 días y el día 2 seguro que los suben de precio.

Publicar un comentario