Una amenaza de huelga

21 septiembre 2010

Recuerdo que era un niño cuando viví mi primera huelga general. En esa época ni entendía los motivos ni me importaban. Sólo necesitaba saber que no tenía clase. Aunque hubiera querido ir al colegio no me hubieran dejado, pues mis padres me decían que no podía salir a la calle porque había unos hombres muy malos y peligrosos que se llamaban "piquetes". En ese momento me hizo gracias el nombre. Ahora ya no.

Es curioso que la gente sea tan imbécil. La mayoría de mis conocidos se enarbolan en una bandera que defiende una determinada ideología que, realmente, ni saben lo que es ni quieren saberlo. Es vegonzoso ver a algunas personas hablar tan alegremente de términos macroeconómicos y movimientos de los mercados internacionales cuando realmente les cuesta vocalizar. Es papético. Pero hay una cosa clara. Al final todos los agentes sociales son iguales. Todos aspiran a que la plebe comulgue con sus ideas a toda costa. Y un ejemplo muy claro es lo que sucederá el próximo 29-S. Según tengo entendido la huelga es un derecho, nunca una obligación. Pues bien, los sindicatos ya están moviendo sus hilos legales para que los trabajadores que opten por acudir a su centro de trabajo lo tengan muy crudo. Y, en las alcantarillas sindicales, ya se están armando los piquetes.

Muchos empresarios tienen miedo de ejercer su derecho -y obligación- de trabajar ese día por medio a represalias. Y hay que puntualizar la coacción de los piquetes no es verbal, sino física o algo peor. Es aberrante que en los tiempos en los que vivimos se permita las amenaza mafiosa. "Es que lo hacen por el bien de los ciudadanos", dirán algunos. Esas mismas palabras fueron pronunciadas por seguidores de Hitler, Mussolini y Franco. Y quien no me haga caso, ostia al canto. Pues yo voy a ir a trabajar ese día porque un país se levanta a base de sudor, no de tumbarse a la bartola. Y claro, cuando hablamos de hacer el vago nuestro Cándido Méndez sale a escena. ¡Jiennenses, trabajad!. O al menos abrid algún bar para echar unas cañas. Con eso nos vale aquí.

17 comentarios:

Antonio Jiménez dijo...

Quizá si, en vez de llamar imbécil a la gente, "perdieses" algo de tu tiempo en informarte y leer la reforma laboral aprobada en la Ley 35/2010 no te tomarías esas cañas tan tranquilo.

Rafistalkis dijo...

La misma refora laboral por la cual es esta huelga...se van a conseguir muchísimas cosas dejando de trabajar. Más aún cuando este gobierno ha asegurado que la reforma no se cambia aunque hagan cinco mil huelgas más. ¿Para qué vale? A ver si sabe responderme a esto. Y le pido que me responda para informarme, que yo igual no lo pillo.

PD: He "perdido" el tiempo en informarme, por cierto. Y usted lo ha dicho, "perder". Porque total, tampoco nos van a dejar cambiar nada.

Alex de Large dijo...

Pues yo prefiero tomarme unas cañas tranquilo, a pensar en lo se nos viene encima. Total, llevas razón Rafis, vamos a solucionar poco.
Me hace mucha gracia que los sindicatos defiendan la huelga, pero dando tan poco ejemplo.
Me explico. ¿Alguien podría decirme por qué cuando ejerzo mi derecho a la huelga, no me pagan, y a los liberados sindicales si?
Echando cuentas, y sumando salario, parte proporcional de pagas extras, parte proporcional de vacaciones y seguridad social, saldría a perder unos 100 euros de mi sueldo este mes. Señor Antonio Jiménez, ¿de verdad cree que están las cosas como para ir "tirando" esa cantidad de dinero?

Máximo dijo...

Yo creo que la huelga habría tenido algo de sentido hace 7 meses. Pero ahora con las reformas aprobadas pues no sirve de nada. Todo esto es un conchabeo y un paripé pactado entre el Zejas y los barrigudos sinvergüenzas de los sindicalistas. Mal dolor les dé.

Rafistalkis dijo...

Ya veremos en Jaén lo que a la gente le importa la huelga. La mayoría se quedarán durmiendo o aprovecharán para hacer turismo. Y eso es que somos una de las provincias más afectadas por el paro.

Los sindicalistas sí se pueden permitir estar sin trabajar un día -y dos, y tres, y cuatro-, pero a muchos de nosotros nos supone un gran esfuerzo económico al final del mes. En definitiva, esto sólo va a valer para que los trabajadores ingresen menos al final de mes.

julia dijo...

La huelga viene a destiempo. Es verdad que la reforma laboral es para echarle de comer aparte, pero no creo, sinceramente, que la huelga solucione nada.
Ahora esta en juego el poco o nada poder de convocatoria de los dos sindicatos mayoritarios. Ya se le han desmarcado el sector sanitario, CSIF sindicato de funcionarios y otros muchos mas.
Cuando se tenian que mover, no lo hicieron y ahora como no sea a base de piquetes no van a conseguir gran cosa y que conste que la cosa es muy muy mal.

CDS JAEN dijo...

Creo que la reforma laboral no va a solucionar nada, sólo un gasto más del estado del que se van a aprovechar los listillos de las multinacionales, para nada los pequeños empresarios que son los que mueven más el mercado laboral.Eso sí ¿sabéis cuanto puede ahorrar el estado en una huelga si no paga el sueldo de los funcionarios un día?, y los demás, pues que se las apañen, un par de reuniones y comisiones más en ese mes y andando.

LuisM dijo...

Lo más curioso es que tras esta huelga el gobierno ha dicho que no va a cambiar nada y además quienes se la hacen, las izquierdas, no se lo van a reclamar.

Seguro que cuando toque están de nuevo todos votando al partido de siempre, por eso, yo ese día aunque no tengo clase me iré al centro a "promover el comercio".

Pues eso.

Antonio Jiménez dijo...

Lógicamente resulta imposible adivinar qué ocurrirá tras la huelga si ésta tiene un buen seguimiento.
Lo que sí es indudable es que, si fracasa, la reforma laboral seguirá su curso y, ante la falta de respuesta, estaremos abriendo la puerta a nuevas reformas "en beneficio del mercado de trabajo".
Sólo podemos echar manos de los "antecedentes".
Si no me equivoco, esta será la 5ª Huelga General de nuestra reciente democracia. En las 4 anteriores hubo "marcha atrás" en mayor o menor medida. La más llamativa la del año 2002 que consiguió que el llamado decretazo de Aznar fuese anulado a los pocos meses, previa caída del ministro de trabajo de turno.
¿Ocurrirá ahora igual? Pues no lo sé. Pero, al menos, intentémoslo. Motivos objetivos para ir a la huelga hay más que en el 2002.
Lo de que el gobierno insista ahora en que no cambiará nada tras la huelga resulta de Perogrullo.
No sé si llego a conseguir que lo pilles.
Pero, como esto fracase, ten claro que sí "nos pillará el tren". ¿Quieres una pista? Sólo fíjate en una cosa. Si la patronal defiende la reforma, tal y como lo está haciendo, da por seguro que ve que saldrá favorecida a costa de... ¿de quién va a ser?, pues de los trabajadores.
29S. Yo voy.

Antonio Jiménez dijo...

Solo una apostilla.
Puede que no haya quedado claro. El decretazo que retiró Aznar ya había sido publicado en el BOE y llevaba varios meses en vigor.
Los amantes de las anécdotas que recuerden o busquen qué ocurrió con Urdaci (por entonces jefe de informativos de RTVE) y porqué.

ignacio lucas dijo...

Por supuesto que la que va a salir favorecida con la reforma laboral va a ser la patronal.
Van a poder aligerarse de personal a tutiplén sin grandes excusas... posibles perdidas, absentismo, etc. etc. es decir, balances maquillados. Mas tarde a contratar a chicos jóvenes, preparados, muy preparados y dispuestos a realizar tareas de chico para todo por cuatro perras. Ya está pasando.

pirotecnico dijo...

Los sindicatos llegan tarde y de la mano del gobierno, ya no se los cree nadie y yo creo que los perjudicados de que la huelga general sea un desastre la tendran los señores Mendez y Toxo, y creo que estos señores deberian de ser los responsables directos de que gobierno y empresarios hagan lo que estan haciendo con los trabajadores, un complot de como limpiar el mercado del trabajo pues ya estabamos muchos y ya no da para repartir para todos solo para unos pocos, como la hija del señor Chavez que esa y la empresa en que trabaja se lo ha llevado calentito, mientras estos señores no sean condenados por estos delitos, haran lo que quieran en esta sociedad, como estamos viendo en el caso Malaya,que parece un pelicula mal contada. Huelga general si, pero como los Franceses que ya llevan dos en este mismo mes, a por todas o sino a por otra, asi debe de ser sino estos señores no le cojen miedo a nada, que tengan cuidado hoy son los mineros y mañana que?

maria dijo...

El amigo Mendez ya es hora de que deje el lugar a otro, le ha gustado la poltrona y esto ya no es un sindicato de clase ni ná.
Ahora buscan apoyos a la huelga, cuando el pais está totalmente patas arriba. Esto no tiene nombre.

Anónimo dijo...

huelgas, sindicatos, gobierno, todo a una bolsa y a meterle fuego. Yo el miercoles trabajare y ay del que se ponga en medio. Los putos sindicalistas con su huelga 2 años tarde... anda y que les jodan... y ahora salen los del mundo de la incultura a apoyar la mierda esta, otro saco mas grande para los cabrones estos que solo viven de subvenciones. Hay que ser muy gilipollas para apoyar a los cabrones estos... y lo mejor esque te quitan un dia de nomina por hacer el imbecil... anda y que se mueran todos.

PorkulizeR dijo...

Lo que si está claro es que sin hacer nada, nada se consigue, y en este caso como en tantos muchos se esta haciendo atras por parte de estos dos sindicatos mayoritarios, pues hay otros muchos que llevan proclamando huelga general desde hace mucho tiempo, pero no tiene repercusion ninguna en la sociedad. Con lo cual el problema generado no es solo de estos sindicatos mayoritarios, UGT y CCOO, tambien ES UN PROBLEMA DE CONCIENCIA SOCIAL, y recalco esto, pues ya son años de descontento social en los cuales no se a hecho nada y tan solo esperamos apoltronados que otros resuelvan nuestros problemas, cuando realmente vemos que solo saben llenarse los bolsillos con el trabajo y esfuerzo de los demas. Yo no voy a ser quien abogue por una huelga que nos estan metiendo con calzador para el beneficio de estos sindicatos, pero si por una huelga que genere conciencia social y lucha de clases.

Y para terminar, como bien a hecho nuestro amigo Antonio Jimenez dandonos un claro ejemplo de la reformas retiradas despues de su aprobacion, os recomiendo recordar o echar una ojeada a aquella huelga del 14 de Diciembre del 88 y con ella lo que se consiguio.

P.D. Perdonad los acentos, tengo el teclado que estara preparandose para la huelga y no me funcionan.

lucas dijo...

La reforma laboral no la hecha nadie para atrás, de eso puedes estar seguro. Ahora, el anzuelo que están lanzando a los sindicatos, por parte del gobierno, es la reforma de las pensiones. Dialogar sobre ello, después de la huelga.
El panorama está para ir no solo un día a la huelga, una semana al menos, pero llega tarde y no me da la gana hacerles el juego a estos sindicatos, después de que me han bajado el sueldo y no han hecho nada. Soy funcionario.
Muy a pesar mio, trabajaré.

Máximo dijo...

Suscribo palabra por palabra lo que ha dicho Lucas. Un saludo. El 29-S para mí será un día igual que otro cualquiera.

Por cierto, algunos de estos que se hacen llamar representantes de los trabajadores ya han empezado a pintarrajear las paredes de las calles. En fin, una panda de impresentables es lo que son.

Publicar un comentario